El marketing de contenidos es una tendencia que llegó hace años, para quedarse: la creación de contenido relevante para atraer y fidelizar a una audiencia bien definida es una de las mejores herramientas a disposición de las empresas, independientemente del presupuesto de que dispongan.

marketing de contenidos

Fuente: Brandsmkt.com

 

De la misma forma que los buscadores y las redes sociales cambian con los años, también lo hace el marketing de contenidos. ¿Cuáles son las tendencias que marcarán la evolución de esta disciplina en 2017? En Smartbrand opinamos que son estas 6:

  1. Influencers
  2. Vídeo y contenido visual
  3. Móvil
  4. Contenido generado por los usuarios
  5. Personalización
  6. Promoción

1. Influencers

Los influencers son una excelente forma de matar dos pájaros de un tiro: mantienes una relación fluida con una persona seguidora de tu marca y que tiene una cierta relevancia online, y al mismo tiempo motivas a esa persona a ser prescriptora de tu marca, es decir, conseguir que seguidores suyos tengan también interés hacia tu marca.

En una estrategia de influencers es muy importante definir los distintos niveles de influencers en función de lo que pueden aportar. No es lo mismo una celebrity que un influencer de primera fila o que un bloguero con unos pocos miles de seguidores.

2. Vídeo y contenido visual

No es que el contenido textual no funcione, hay muchos ejemplos de que sí lo hace, pero para ir sobre seguro es mejor apostar por el vídeo. No es necesario que recurramos a estadísticas mil veces explicadas sobre el aumento del consumo de vídeo en todo el mundo. Los mejores contenidos para llegar a tu audiencia son aquellos que, siendo relevantes, también sean breves (que no es lo mismo que simple).

Y otro mito que debemos desmontar es el del vídeo viral. Viral es un vídeo de cada miles, y las más de las veces el autor ni sospechaba el éxito. La viralidad no puede ser el objetivo. El objetivo debe ser comunicar información relevante de forma periódica a nuestra audiencia usando vídeo. Y eso ya es un reto, ¿o no?

3. Móvil

Lo hemos dicho en diversas ocasiones, al hablar de publicidad online, de redes sociales o de SEO. Más de la mitad del tráfico en Internet es de móvil. Si tu estrategia de marketing de contenidos no parte de un enfoque “mobile first”, está condenada al fracaso.

La experiencia de usuario debe ser perfecta en móvil, que son los dispositivos con los que más tiempo estamos contectados, en todo momento y en cualquier lugar.

4. Contenido generado por los usuarios

La potencia del contenido generado por los usuarios es muy grande. En primer lugar, porque es contenido menos encorsetado, muy natural. Pero sobre todo es potente por la influencia que tiene en la intención de compra del resto de nuestra audiencia. Los consumidores, especialmente los más jóvenes, tienden a confiar mucho más en las opiniones de otros clientes que en los mensajes que la propia marca les hace llegar.

De hecho, la mayor parte del contenido que existe en internet sobre marcas es, de forma espontánea, contenido generado por usuarios. ¿Vas a perder la oportunidad de tratar de canalizar las buenas opiniones sobre tu marca hacia mensajes positivos para el resto de tu audiencia?

5. Personalización

Sabemos que la personalización del mensaje es algo que favorece una comunicación más eficiente con nuestros clientes, y lo aplicamos a la publicidad online y a los emails que les enviamos. ¿Por qué no hacer lo mismo con el marketing de contenidos?

La personalización del mensaje aumenta la relevancia, y aumentar la relevancia nos acerca al objetivo del marketing de contenidos, que es atraer y fidelizar con un contenido útil.

6. Promoción

Es curioso, pero es lo que hay: el nombre del concepto es “marketing de contenidos”, no “creación de contenidos”. Si el contenido que creamos no lo ve nadie, o no lo ve la suficiente gente, o no lo ve la audiencia adecuada, no puede cumplir su propósito, ni ser rentable. Es por eso que muchas marcas están empezando a poner más esfuerzo en promocionarlo que en crearlo, llegando incluso a pagar por ello. Sí, es un poco raro pensar que el marketing de contenidos surgió como una alternativa a la publicidad para evitar depender tanto de la inversión económica para comunicar, y ahora acabamos pagando por promocionar el marketing de contenidos. Sin embargo, en un entorno tan competitivo, plantearse pagar por promocionar nuestro mejor contenido no es descabellado.

En Smartbrand somos expertos en marketing de contenidos, y podemos plantear conjuntamente contigo una estrategia adecuada para tu negocio en los próximos meses, tanto si ya tienes experiencia en ello como si no. Contacta con nosotros y te ayudamos.